La energía cuántica y cómo proyectarla en los seres humanos.



La energía cuántica es la concentración acelerada de átomos, partículas, moléculas y células que permiten realizar una transformación o regeneración en la materia llamada cuerpo o cuerpos físicos

Paz con todos los científicos de la materia!

Mucho se ha hablado de la energía cuántica con complicadas fórmulas que muy pocos comprenden, y que hasta la fecha no se ha llegado a una auténtica aplicación científica en el cuerpo, lo que hace que esta energía siga en reposo en nosotros.

Hace algún tiempo expliqué acerca del conocimiento cuántico, de cómo aprendemos cuánticamente....esto quiere decir, que somos capaces de adquirir mucho conocimiento en segundos, minutos y en años, según la densidad y complejidad de cada uno de ellos. Un ejemplo de este aprendizaje cuántico, lo tenemos en la infancia, así vemos como los niños adquieren conocimientos en forma rápida. En realidad no es porque ellos sean unos genios superiores a nosotros, simplemente que en el orden de este universo, los guías cumplen una función importante en este proceso de aprendizaje, los tutores o guías o como se le llame, se toman el trabajo de sintetizar, concretizar y codificar el conocimiento que transmiten a sus discípulos, y es por esta razón que cada día aprendemos de manera acelerada, y por eso digo que la humanidad cada vez avanza en su evolución de una manera cuántica.

Pero una cosa es hablar del conocimiento de años luz acumulados en simples códigos que aprendemos, y otra cosa es hablar de energía cuántica que cada cual poseemos en nuestro cuerpo. En éstos últimos tiempos la humanidad ha ingresado a una nueva dimensión en el conocimiento, y hablo de una dimensión porque es un grado de consciencia, un portal por ahora extenso, denso y desconocido para muchos y que está siendo develado por las mentes esclarecidas. Esa dimensión desconocida y oculta se llama energia cuántica, " una forma de acumulación de energía de todos nuestros cuerpos, capaz de ser proyectada hacia adentro y fuera de nuestra masa corporal, y también hacía otros cuerpos".

Ya hemos estudiado las 7 dimensiones en el hombre, los 7 cuerpos internos que son : a) El cuerpo físico b) el cuerpo vital, c) el cuerpo astral o de deseos d) el cuerpo de la mente, e) el cuerpo de la voluntad, f) el cuerpo de la inteligencia o consciencia, g) el cuerpo de Intimo del Ser representado por el pensamiento y el subconsciente.

Cuando nuestros siete cuerpos están integrados, conscientes y despiertos entonces todos ellos se dirigen a un mismo objetivo, porque hay unidad en cada onda energetica. La forma de buscar unidad en cada onda de energía, siempre tiene que ver con el subconsciente psicológico, el subconsciente guarda como un registro todas nuestras emociones y hasta creencias como patrones de vida, podemos hacer un trabajo interno con el subconsciente borrar todo lo preconcebido y volverlo a reprogramar a lo que nos interesa.

Si nuestro patrón genético nos habla de vejez y muerte, el subconsciente registra esa información y la envía al cerebro, y el cerebro ordena a todas las moléculas y células del cuerpo se programen para un corto período de vida. Si programamos nuestras células y moléculas para una vida inmortal y elástica, de seguro ellas obedecerán las órdenes del cerebro y no envejecerán ni morirán.

¿De cómo podemos trabajar con nuestras ondas mentales?, es por medio de la programación, y ¿de cómo hacer que ellas nos obedescan? es conectándolas unas a otras, como un lazo común que las una. Así cuando recibimos energía externa e interna debemos asegurarnos de que todas nuestras células se nutran de esa energía. Cuando el inciado realiza una curación o regeneración de tejidos a un enfermo, estimula el cerebro de éste a que se cure a sí mismo, también puede enviar ondas energéticas al cuerpo del enfermo ayudando a una regeneración rápida, y a ésto el común de las personas le denomina "milagro".

Sólo podemos trabajar con la energía cuántica si poseemos un fuerte deseo interior y una férrea voluntad para concentrar, cristalizar y materializar las cosas. También podemos usar nuestra energía cuántica para atraer cosas positivas a nuestra vida, hacer curaciones astrales a distancia, mover objetos, ayudar con nuestra clarividencia, transportarnos de un lugar a otro con cuerpo físico a voluntad, materializar nuestros pensamientos y deseos, porque hemos eprendido a manejar la energía, a concentrarla a nuestro antojo, y ella nos obedece, así nos convertirnos en Reyes y Sacerdotes del altísimo, de la Orden de Melquisedec.

Cuando fuimos creados como seres, nuestras moléculas y células fueron integrándose gradualmente hasta adquirir la forma, mineral, vegetal, animal y humana; así cuando el creador empezó su proceso de creación se dio cuenta que la materia podía tener vida propia si todas sus partes se conectaban de manera complementaria, y entonces empezó la reproducción de la vida en todas las especies. El creador siempre será un Ser Superior (Jehová, Júpiter, Sabiduría), que posee millones años luz de conocimiento, él se reveló contra el tiempo (Saturno) para crear su obra maestra y perfecta que es el Homo Sapiens, diseñándolo a su imagen y semejanza.

Cada cual tiene un Jupíter interior que representa la inteligencia, pero más allá de este Dios, está el Dios infinito, el inmanifestado al que llamamos nada y oscuridad que está en reposo y al cual debemos arrancarle la luz. . Pero el tiempo que se traga todo, siempre será burlado por la inteligencia, un ejemplo de ello es el Venerable Maestro Jesús que vive con su cuerpo físico después de más de 2000 años. Lo que nos consta porque lo hemos visto. No hemos visto a Buda, ni a Samael, ni a ningún otro Maestro lograr ésta eternidad del cuerpo, y nos damos cuenta que todos ellos murieron en el intento.

El Maestro Jesús nos enseñó el camino de perfección del cuerpo y del espíritu, él aprendió muchas disciplinas, y logró una auténtica resurrección de su cuerpo y espíritu, y este logro fue gracias a la programación de sus moléculas y partículas subatómicas, que adquirieron consciencia de vida mediante la integración de sus frecuencias.

Lastimosamente, la sabiduría de Jesús no la han comprendido ni la comprenderán jamás las falsas religiones ni los fanáticos que sólo quieren llenarse los bolsillos de dinero, estamos viviendo tiempos en que se angaña incautamentente a las personas que buscan desesperadamente una luz de salvación.

Lo más curioso es que se escudan en Jesús para cometer sus peores delitos, debemos preguntarnos si realmente esas seudoreligiones han cumplido su misión, si realmente han hecho que esta humanidad evolucione y sea mejor cada día, o lo único que han traído a la humanidad es atraso, ignorancia y degeneración.

ZACHARIEL.
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

LILITH ( O LUNA NEGRA) EN LAS CASAS Y EN LOS SIGNOS :

CARACTERÍSTICAS DE LOS NIÑOS y ADULTOS CRISTAL.

DON JUAN DEL VOLTEO