LOS MÁNDALAS



El trabajo con mándalas suele ser una buena herramienta par utilizar con los pacientes cuando la intervención verbal dentro de un tiempo acotado agota sus posibilidades.La construcción de mándalas se torna eficaz como instrumento adicional y hasta resolutivo en ocasiones ,para mitigar ansiedades, estados de desorganización por crisis diversas, insomnio y estados anímicos desestabilizados.

Pero veamos de qué se trata.

¿Qué es un mándala?

El mándala es un símbolo que en las distintas culturas y épocas alude al camino hacia la unidad del ser. Mándala es una palabra que en idioma hindú, quiere decir círculo .Algunos lo llaman "el laberinto de los círculos". El mándala no es una realidad formal cerrada sino que está presente tanto en la naturaleza como en los productos de las diversas culturas de las diferentes épocas.

Es así como lo encontramos en los átomos y células de nuestro cuerpo, las telas de arañas, en las danzas tribales o en los valses vieneses.La utilización de los mándalas se remonta desde los tiempos antiguos, hay grabados en las pirámides egipcias donde muestra que utilizaban la fuerza de los mándalas para su concentración, energetización del lugar, meditación profunda para elevar el nivel de conciencia, Hay papiros que muestran la utilización de mándalas dentro de las casas para mejor captación de la energía y crear ambiente de armonía y balance, o para transmutar la energía negativa en positiva.También se han encontrado vestigios de las civilizaciones druidas (España), que usaban mándalas.

En la civilización china, también hay varias formas de mándalas ,aún hoy son usados con el sentido de generar abundancia y prosperidad en el trabajo o para fortalecer la salud. Las tribus indias antiguas e incluso en la actualidad, continúan utilizando los mándala preparados con hilos de colores y plumas de diversas aves en México.Pirámides de distintas culturas que también muestran mándalas en círculo. En ciertas tradiciones fue usado para fomentar el valor ante cualquier situación, y desde tiempos remotos, los mándalas fueron eran utilizados por los sabios, y sacerdotes en sus meditaciones y sanciones.

El Mandalay es experiencia;
El mándala es estructura universal, no pertenecen a nadie pero es de todos;
El mándala es movimiento;
El mándala es convergencia y divergencia;
El mándala es conocimiento;
El mándala es meditación, medi-tación, gira alrededor del medio.

La definición literal de la palabra sánscrita mándala es círculo, en Tíbet también se traduce por centro o lo que rodea. El centro verdadero del círculo es un punto que como carece de dimensión y de lugar escapa a nuestra percepción, podríamos decir que no pertenece al mundo porque en nuestro mudo hay extensión y dimensión, el punto pertenece a otra escala del ser más allá del mundo. El punto lo contiene todo sólo que en potencia, de él se originan el círculo y la esfera que son las formas en que se nos manifiesta el punto. El punto es al círculo como la semilla es a la planta adulta. En el punto está todo, sólo que no es perceptible.

Es así como estamos en un contrapunto entre lo visible y lo no visible ,es decir entre lo que está y vemos y lo que está pero no vemos. Trabajar girando en el punto, jugar, danzar alrededor de él ,buscar permanentemente la satisfacción ,hace que cada vez hagamos círculos más estrechos que nos lleven continuamente hacia el punto ,el que por otra parte ,siempre se nos presenta huidizo e inalcanzable.

Podríamos decir que el mándala se trata de dibujos que pueden ser realizados tanto en papel o tela, como con arena de colores. En algunas ocasiones también se realizan con volúmenes (bronce o arcilla).

Se utilizan en complejos rituales de diferentes culturas y regiones orientales, en el hinduismo, el tantrismo, el budismo, el lamaísmo tibetano, etc. Su meta es fomentar la concentración de la energía en un solo punto durante la meditación.

Los mándalas tradicionales, los grandes mándalas de la tradición hindú, suelen ser imágenes enormemente complejas, que incluyen letras sánscritas deidades que se quieran asimilar. A veces parecen laberintos auténticos. El denominador común es el círculo (unos o varios) que rodea un núcleo interno, además puede ir acompañado de otras figuras geométricas como el cuadrado o el triángulo. Mircea Eliade, dice "es a la vez una imagen del Universo y una teofanía".

"El anillo externo del mándala consiste en una "barrera de fuego", que por una parte prohíbe el acceso a los que no son iniciados, pero por otra, simboliza el conocimiento metafísico que "quema la ignorancia".

El círculo representa la unidad, un punto, el todo;
El cuadrado, lo terrestre y material;
El triángulo, principios masculino y femenino;

El mándala parece existir independientemente de una cultura en particular, incluso al margen de la cultura lo encontramos en el mundo natural.Jüng dice del mándala que señala el aspecto más vital de la vida: su completamiento definitivo. Agrega que las cuatro orientaciones que aparecen en ciertos mándalas se relacionan con las cuatro funciones en que divide la conciencia humana: pensar, sentir, intuir, percibir.Jüng considera que el hombre moderno está desintegrado, separado de sí-mismo, por esto dice:

" Hoy día el símbolo geométrico del círculo ha vuelto a desempeñar un papel importante…" El círculo es un símbolo de la psique. El cuadrado es un símbolo de materia terrenal, del cuerpo y de la realidad." "La frecuencia con que aparecen el cuadrado y el círculo no debe desdeñarse. Esas formas aparecen, a veces, como si fuesen gérmenes de un nuevo crecimiento".Para Jüng el mándala es una forma arquetípica, de ahí que aparezca en diferentes culturas lejanas entre sí.

El mándala es curación
Se utilizan para restablecer el orden perdido con anterioridad
El mándala es creación
El mándala tiene un propósito creador, dar a la luz algo nuevo que no existía antes.
El mándala es un círculo mágico .

NOTA: El Diccionario de la Lengua Española de la RAE acepta también «mandala», sin tilde.
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

LILITH ( O LUNA NEGRA) EN LAS CASAS Y EN LOS SIGNOS :

CARACTERÍSTICAS DE LOS NIÑOS y ADULTOS CRISTAL.

DON JUAN DEL VOLTEO